La dieta en la diabetes tipo 2

0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Filament.io 0 Flares ×

La diabetes es una enfermedad que afecta al páncreas y su producción de insulina, conllevando a que el azúcar no llegue a los músculos y órganos del cuerpo correctamente para que realicen su función. En el caso de la diabetes tipo 2, es desarrollada debido a que el paciente tenía un estilo de vida poco saludable, por lo que puede ser controlada, en la mayoría de los casos, sin ayuda de medicamentos. Una dieta saludable y una rutina de ejercicios serán suficientes para mantener en buen estado de salud a la persona. Aquí te presentamos la dieta en la diabetes tipo 2:

La dieta en la diabetes tipo 2Anteriormente, la dieta para los diabéticos era muy restringida, pero en el siglo XXI son más liberales, con tal se tenga el tratamiento adecuado, puedes comer de todo, ¡hasta dulces! Lo importante para la dieta en la diabetes tipo 2 es controlar la cantidad de comida. Debes ingerir porciones pequeñas de comidas y tratar de comer cada 4 horas. Las comidas deben ser saludables, incluyendo frutas y verduras en cada comida que representen proteínas al cuerpo y le den la energía necesaria. Intenta alejarte de toda la comida chatarra, pues esta representa grandes cantidades de grasa y azúcares que sólo te harán sentir más débil.

La preocupación de muchos es no tener la energía necesaria para realizar actividades físicas. En este caso, lo importante en la dieta en la diabetes tipo 2 es consumir carbohidratos antes de realizar algún deporte. Estos te darán la energía suficiente para realizar cualquier actividad. Además intenta acompañarlos con porciones de frutas y vegetales de hojas verdes. Si lo deseas, antes del ejercicio puedes consumir dulce, ya que ayudarás a eliminarlo mediante el ejercicio. Pero recuerda que todas tus comidas deben ser balanceadas y moderadas.

Otro de los casos son las personas con sobrepeso y diabetes. Especialmente, estas personas deben llevar un régimen alimenticio muy delicado y saludable. Cada comida debe estar acompañada por porciones de vegetales y frutas, sobre todo aquellas que te hagan sentir satisfecho. El consumo de pescado es bueno en estos casos, ya que representa grandes cantidades de nutrientes de forma muy saludable, a comparación a las carnes rojas. Si realizas pequeños cambios en tus hábitos alimenticios verás que no sólo controlas la diabetes, sino que ¡perderás algunos kilos! Es importante recordar que siempre se debe realizar alguna actividad física y acudir al médico para estar en control.